Leonel y Abinader ven imprescindible modernizar entidades agropecuarias

El primero en exponer fue Leonel Fernández, quien dijo que primero que nada él reorganizaría los consejos regionales de Agricultura, incorporando a representantes de los productores, convertiría el Instituto Agrario Dominicano en un instrumento de desarrollo rural, relanzaría el «casi desaparecido» Instituto Nacional de Estabilización de Precios, como gran ente de comercialización y aumentaría de  40 mil a 60 mil millones el financiamiento a la agropecuaria, aliando los esfuerzos del Banco Agrícola, el Bandex y otras instituciones crediticias, con especial enfoque hacia los pequeños y medianos productores.
A su juicio, actualmente no está siendo aprovechado el potencial exportador del país y dijo que para cambiar esta situación un nuevo gobierno suyo establecería una estrecha coordinación de acciones entre la Asociación Dominicana de Exportadores, el Centro de Exportaciones e Importaciones y otras instituciones públicas y privadas.
También dijo que en las embajadas y consulados del país establecería un funcionario dedicado a promover las exportaciones de nuestros productos agrícolas.
Para concluir, Fernández expuso una reflexión: “La seguridad alimentaria es un tema de seguridad nacional y, por tanto, la consigna debe ser alimentos para todos, lo que depende de los hombres y mujeres del campo”.
Abinader: “Sí, sin producción no hay nación”
Por su parte, el candidato presidencial del Partido Revolucionario Moderno (RPM), Luis Abinader,  acogió como consigna el lema de CONFENAGRO, “sin producción no hay nación”, y dijo que hacía falta una institución como ésta, que representara la voluntad y aspiraciones de los productores.