Proyecto presenta Casas de plástico



Una normativa implementada para colaborar con el medio ambiente, a través del reciclaje de los plásticos desechables, es lo que ha traído la innovador y llamativo proyecto habitacional de las casas de plástico en el municipio de Moca, provincia Espaillat.
En el continuo afán por realizar tareas que promueven el cuidado sostenible del entorno, diferentes instituciones se han unido para aportar con esta causa que involucra el bienestar de todos.
Una mayor resistencia
Que una vivienda pueda resistir una eventualidad sísmica, o cualquier desastre natural es la meta a la que se aspira, y más por la localización del país. En este sentido, Bolívar García, experto en construcción y profesional de la ingeniería, afirma que la construcción de estas viviendas resulta confiable en un 95%, por no exagerar, ante cualquier eventualidad desastrosa, pues según detalla, esta estructura se comporta mejor que una de concreto, porque es flexible, y por ende ante cualquier sismo es movible y no se quiebra.

Por el bien de todos
Con este proyecto, además de los aportes que realizan en favor del medio, también lo hacen en beneficio de personas de bajos recursos económicos, pues García explica que es económico y rápida construcción, además de segura. Un ejemplo que mostró durante una visita realizada por el equipo del LISTÍN DIARIO fue probar que era a prueba de incendios, y la muestra así lo evidenció.

Además, se busca que las personas se integren más, en cuanto al modo de vivienda, en términos de cercanía, motivando así comunidades más unidas, con vecinos más cercanos.
 Aporte al medio ambiente
Caminar en los alrededores de estas viviendas, y saber que son fabricadas a partir del plástico, hace formularse varias interrogantes, pues es aspecto de estas dista mucho del que se esperaría de un plástico.

García indica que la cantidad de los miembros de las familias no es un problema, puesto que el diseño es adaptable al diseño que el cliente elija.
Aunque llevan poco más de un año que salieron con estas edificaciones, el proyecto en si lleva más de tres años.
La materia prima la consiguen de todo el país. “Donde quiera que hay plástico lo vamos reciclando, y lo vamos procesando en la fábrica.
Aunque hasta el momento las casas hechas son de un nivel, se proyectan hacerlas de dos niveles más adelante.
“Todos los plásticos que las personas utilizan, que ya no les sirven inmediatamente van a los vertederos. También a los ríos, de ahí llegan a los océanos y eso es pura contaminación para todo el planeta, y es allí donde queremos nosotros intervenir, para ir tomando conciencia día a día”, concluye el experto.